Inicio / Blog / Cuidarme para cuidar ¡Tiempo para mi!

Cuidarme para cuidar ¡Tiempo para mi!

Os sonara esto ¿verdad? Todas nos sabemos la teoría pero ¿Cómo lo hacemos?

Para mí esto que parecía tan sencillo y que tenía tan claro antes de tener a mi hijo, ha sido y es complejo.

Cuando es pequeño te cuesta dejarle , porque no se queda todo lo bien que te gustaría, porque le das teta y no puedo dormir sin ella.Cuando empieza a crecer porque trabajas y no le dedicas tiempo, porque tienes que hacer tareas domesticas, porque tienes que compartir tiempo con él y tu marido y miles de porque tengo que hacer y mil y una razones, que más que razones muchas resistencias internas.

Me he dedicado en cuerpo y alma a mi maternidad, aun que me he forzado a salir con mis amigos y mi pareja, no me había concienciado de lo importante que es cuidarse a una misma.

Antes de ser madre, siempre había sido una mujer independiente, libre, bailaba, patinaba, leía, iba al gimnasio…..no digo que la maternidad te quite esto, te lo quitas tu misma, te metes es la vorágine del trabajo, en la casa, el niño, el niño, el niño y todo lo que conlleva el niño ¿donde quedas tú?

Queremos ser madres perfectas, llegar a todo, hacerlo todo bien y tenemos que aceptar nuestras imperfecciones porque es así como nuestros hijos verán la autenticidad. No digo que no intentemos mejorar, pero sin obsesiones, sin culpas. Permitir que la casa esté hecha un cuadro, que el trabajo no esté todo lo perfecto que queríamos, que tu hijo hoy no se duche….. pufff hay tantas cosas que exigimos que no son necesarias. Lo realmente necesario es conectar con nosotras mismas, con la mujer que somos ahora y disfrutar de ese reecuentro.

Ese tiempo para nosotras tiene que ser sagrado por que no es solo tu hobby es mas allá de todo eso, es desconexión, es alegría, son endorfinas , se liberan tensiones y te sientes mejor contigo misma, por eso no solo es importante para ti, sino para todos los que te importan.

Yo ahora después de casi tres años, estoy empezando a cuidarme, a hacer cosas que me hacen desconectar y disfrutar. Volver a bailar, a patinar, a estudiar, a salir de marcha hasta las 7 de la mañana sin culpas, sin agobios. No os voy a decir que para mi ha sido fácil, la exigencia extrema nunca trae cosas positivas, pero estoy en ello y me siento bien.

Sé que es difícil hacer encajes de bolillos, porque esta vida va muy rápido y las obligaciones comen el espacio al disfrute, pero también creo que hay que ser franco con uno mismo, dejar de poner resistencias, saber poner limites y decir STOP, ahora es mi tiempo. Da igual que sean 10 minutos o 3 horas, cada una el tiempo que necesite.

Criar desde el respeto es un reto maravilloso pero también es agotador. Hasta hace poco la mayoría de las actividades eran para mi hijo y no hablo solo las físicas también las mentales. No quiero ser una mamá agobiada, estresada por no llegar a nada. No quiero que mi hijo crezca con el peso y la asfixia de que todo gira entorno a el.

Quiero transmitir a mi hijo que es lo mas importante en nuestras vida pero que su madre es una mujer que disfruta con otras cosas que también la hacen feliz. Vivir mi maternidad libre de culpas, cuidando y disfrutando de mi misma como siempre he hecho. No es fácil pero estoy en el camino.

Cuidarme para cuidar…. como una frase tan corta dice tanto.

¿Y vosotras como os cuidáis?¿Como os organizáis para cuidaros?

 

Sobre Beatriz

Comprueba también

Manualidades Ecológicas: Paso a paso Guitarra de cartón

Lo prometido es deuda , aquí tenéis el paso a paso de la Guitarra de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *